Declaración de Sí: aprendiendo a decirnos que sí

Publicado el 21, Sep. 2016
Declaración de Sí: aprendiendo a decirnos que sí

Cuando decimos SI, en consciencia plena y con el corazón.

Cuando pensamos en el sí, casi inmediatamente nos vienen en esos “síes” que salen de manera automática, casi sin pensar y que nada tienen que ver con tu espacio personal.

Y por ende, nos vienen a la cabeza  todos esos  “noes” que hemos dejado de decir y los límites que nos faltó poner.

Esos “noes” que  cuando iniciamos los procesos de coaching, nos toca recordar a nuestros clientes que existen y que tienen capacidad para decir, aunque no lo crean. Aquellos que nos resultaba tan sencillo decir cuando éramos niños y que poco a poco se han ido olvidando.

De alguna manera decir no, puede parecernos que vamos a ser juzgados negativamente y/o poco valorados. Tiene que ver con creencias que vamos incorporando desde pequeños: hay que ser amables, agradables, simpáticos para ser aceptado, queridos y valorados. Aspectos todos ellos que a veces nos hacen mucha “pupita”, llegando incluso a olvidarnos de nuestras propias necesidades.

Después, cuando ya hemos aprendido a decir NO, amablemente, sin dañar, explicando los motivos, razonando, dando opciones, proponiendo posibilidades, etc., y nos sentimos satisfechos con nuestra decisión……

Toca aprender a decir SI, de verdad, desde el corazón. 

Y que tiene de diferente? Para mí es un decir sí fuera de todo convencionalismo. Es cuando hacemos las cosas de verdad, porque las sentimos y nos apetece hacerlas, nada de quedar bien o parecer estupendos y maravillosos.

Cuando decimos SI desde el corazón, es una gran responsabilidad para con nosotros mismos. Entenderemos los espacios, los tiempos y los cuidados que necesitamos para sentirnos bien. Sabremos los pasos que tendremos que dar, las personas en que nos apoyaremos, y a las que daremos apoyo, los proyectos que nos iluminan, …

El primer paso ya está hecho, incorporado la noción de nuestros límites, de su permeabilidad y elasticidad.

Ahora toca recorrer un camino de auto-conocimiento y cambio.

Aceptando que nos podemos permitir decir Sí, calibrando lo que nos conviene, disfrutando con el camino que vamos recorriendo, percibiendo la fuerza que nos da, mutando nuestras propias decisiones, transformando y adoptando nuevas creencias.

Dilucidando si estamos en coherencia cuerpo y emoción: alegría, tristeza, rabia, ira

Acogiendo la alegría y la tristeza, lo bello y lo feo , la luz y la oscuridad, la armonía y el caos, etc. porque todo es parte de nosotros mismos…

 

Comparte este artículo:

en Twitter en Facebook en Google+

2 Comments

  1. Luli
    2016-09-24

    Decir Sí desde el corazón puede resultar más difícil que decir “no”. Decir “Sí” lleva implícito un comienzo y ese comienzo genera un compromiso, el compromiso de mantener lo que hemos afirmado. Un cambio que lleva consigo el autoconocimiento, el redescubrirnos desde esta nueva perspectiva. En unas ocasiones la inseguridad, en otras el miedo a modificar nuestra autoimagen, hacen que algunas veces prefiramos no comprometernos, no decir “Sí” desde el corazón.
    Muchas gracias, Bego, por este maravilloso artículo digno de una profunda y consciente reflexión.

    Responder
    • begoasabin
      2016-09-30

      Gracias a tí, Luli

      Responder

Deja tú comentario

En cumplimiento de lo dispuesto en la Ley 15/1999 de 13 de diciembre de Protección de Datos de Carácter Personal, le informamos que sus datos han sido incorporados a un fichero automatizado titularidad de Espacio Plural Kerala, con la finalidad de gestionar la prestación de sus servicios y el envío de información y novedades acerca de los mismos, utilizando los mismos con las limitaciones y en la forma que establece la citada Ley. En el caso de que usted quiera ejercitar los derechos que le asisten en cuanto al acceso, la rectificación y cancelación, puede dirigirse por escrito y acreditando su identidad, a Espacio Plural Kerala C/ Braulio Gutierrez.